16 de noviembre de 2009

Escenarios en los que trabaja



La Psicología Clínica y de la Salud ha tenido su tradicional ámbito de aplicación en nuestro país en los gabinetes privados. En la actualidad, el sector privado de la Psicología Clínica y de la Salud tiene un gran dinamismo y diversidad, pudiéndose encontrar entre sus filas desde los gabinetes unipersonales hasta centros más o menos complejos con amplios equipos multiprofesionales.

En el ámbito público, ha habido una progresiva incorporación de psicólogos clínicos y de la salud. Su función es, en todos los casos, la de un facultativo especialista que trabaja dentro de un equipo multidisciplinar. En lo que se refiere a los lugares específicos de intervención, hay distintos dispositivos en los que el psicólogo clínico y de la salud desarrolla (o podría desarrollar) sus funciones adecuándolas a la especificidad derivada de los objetivos de estos. Entre ellos vamos a nombrar los siguientes:

  • Centros privados de consulta, asesoramiento y tratamiento.
  • Equipos de atención primaria.
  • Equipos de salud mental.
  • Unidades de salud mental del hospital general.
  • Unidades de Psicología del hospital general.
  • Unidades de Neuropsicología del hospital general.
  • Unidades de rehabilitación hospitalarias o comunitarias.
  • Hospitales de día.
  • Hospitales psiquiátricos.
  • Unidades u hospitales geriátricos.
  • Hospitales Materno-infantiles.
  • Unidades o centros de atención psicológica infantil.
  • Unidades de dolor crónico y de cuidados paliativos.
  • Centros de voluntariado o Centros de Organizaciones No Gubernamentales de atención a personas con discapacidades.
  • Unidades de Salud Laboral.
  • Otros dispositivos (Centros educativos, Equipos de psicología clínica en el ejército, etc.).

En su faceta de psicólogo clínico el área de dedicación prioritaria es la de Salud Mental. Es en esa área dónde el psicólogo clínico y de la salud lleva más tiempo trabajando. El tipo de intervención que se realice dependerá de la población en la que tengamos que intervenir (infantil, adultos, ancianos) así como del carácter de la intervención (preventiva, tratamiento y rehabilitación ).

La segunda área en la que el psicólogo clínico y de la salud trabaja, pero subrayando su faceta de Psicólogo de la Salud, es el ámbito de la problemática psicológica asociada a la enfermedad y salud físicas. A ese respecto el área de trabajo de la Psicología Clínica y de la Salud tiene que ver con problemas derivados de la promoción y mantenimiento de la Salud y con la prevención de la enfermedad.

El psicólogo de la salud se ocupa oficialmente de todos los problemas psicológicos ligados al proceso de la enfermedad (diagnóstico, padecimiento, tratamiento, curación/cronificación y rehabilitación). Así, la Psicología de la Salud puede ocuparse del impacto psicológico del diagnóstico de una enfermedad grave, o del impacto psicosocial de la hospitalización, o de la preparación psicológica para la cirugía a fin de facilitar la recuperación post-quirúrgica, de la calidad de vida ligada a tratamientos con efectos secundarios muy agresivos. Naturalmente, el psicólogo de la salud también se ocupa de resolver los problemas que pueden plantearse en la relación médico-paciente: comunicación, toma de decisiones y cumplimiento de prescripciones. Finalmente, se ocupa de los problemas que el propio profesional sanitario padece derivados del ejercicio de su trabajo.

Además de las áreas de tratamiento, prevención y rehabilitación, los psicólogos clínicos y de la salud asumen, dentro del campo de la asistencia sanitaria, papeles relevantes en el campo de la investigación, la docencia y la dirección de centros o unidades, de acuerdo con su formación específica y habilidades.

1 comentario:

  1. La informacion esta muy completa muchas gracias, me fue de gran ayuda

    ResponderEliminar